Seguridad Informática

La seguridad informática es la materia que se encarga de proteger ordenadores, redes, telefonía móvil, sistemas informáticos y datos que en ellos se almacenan, de agentes externos o internos que pudieran dañarlos, modificarlos o robarlos.

El objetivo de esta seguridad es el mantenimiento de la integridad, la disponibilidad, la privacidad, el control y la autenticidad de la información existente y aquella que está en ejecución dentro de los sistemas disponibles.

Ernst & Young LLP, en su informe 2014 sobre ciberseguros, clasifica las brechas de seguridad como una pirámide que contiene los 3 pilares fundamentales de la información:

Confidencialidad: impedir que la información no sea divulgada a personas y/o sistemas no autorizados.

Disponibilidad: asegurarse de que los sistemas, los procesos, los controles de seguridad y los canales de comunicación estén funcionando perfectamente.

Integridad: Mantener y asegurar la exactitud y coherencia de los datos.

En España, la seguridad informática representa también un conjunto de obligaciones legales establecido en el ordenamiento jurídico, y más concretamente la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y el Comercio Electrónico (LSSI) que exige al prestador de servicios una responsabilidad sobre los contenidos almacenados y otorga el mismo valor jurídico a los contratos electrónicos, por lo que la pérdida o variación de su integridad podrán llevar aparejadas sanciones administrativas y/o judiciales como si de un soporte documental se tratase.

Te interesa:  Descubre los secretos del Consejo Nacional de Ciberseguridad: El resguardo digital que cambiará tu perspectiva

Si deseas leer más artículos parecidos a Seguridad Informática los encontrarás en Ciberseguridad.

Te interesa:

Subir Ciberriesgos y Ciberseguros